TODO ME ES LÍCITO PERO NO TODO ME CONVIENE…

Publicado: 12/09/2011 en Uncategorized

Cuando hablamos de que “todo me es licito”, nos referimos a que  Dios nos ha dotado de libre albedrío para poder elegir que es lo que queremos, lastimosamente desde el principio a través de Adán, se ha demostrado que el hombre toma la Libertad que Dios le da para elegir y la convierte en pecado. Si decimos que todo nos es licito, es porque todo nos es permitido, si la frase llegara hasta ahí, creo que habría un libertinaje de pecado tremendo en el mundo, mas del que actualmente hay. A lo mejor muchos viven su vida tomando solo media frase y pasen revolcándose en el pecado día tras día. Pero es necesario que prosigamos y nos demos cuenta que la terminación de la frase bíblica tiene gran importancia y no detona una prohibición, sino más bien un análisis, es decir que no solo tenemos que dejarnos ir porque “todo nos es licito”, sino que también tenemos que analizar si “nos conviene o no”.

La continuación del versículo nos dice que “no todo me conviene” hasta en este momento podemos ver que realmente hay una pausa en nuestra vida para reflexionar. ¿Me conviene realizar esta u otra actividad? ¿Me conviene actuar de esta manera? ¿Me conviene decir estas palabras? Podemos hacer un listado de que cosas puede ser  de conveniencia para nosotros. Pero lo triste para algunos es que saben las consecuencias de hacer lo que no le conviene y continúa llevando una vida desastrosa

Como cristianos estamos consiente que podemos realizar muchas cosas, pero de igual manera sabemos que no todo nos conviene hacerlo. Tu puedes tomar la decisión de hacer  y actuar como tú quieras, eso sí, no tendrás ningún derecho a las bendiciones de nuestro Padre. Pero todo lo contrario es cuando sabemos que tenemos la libertad de hacer y actuar como queremos pero, antes tenemos el tiempo de preguntarnos: ¿me conviene? ¿Me edifica? Cuando logramos ver esa parte de nuestra vida, lograremos tener dominio propio en ella. Y nos será más fácil obedecer a nuestro Dios.

Tú eliges la vida que quieres llevar eres libre de tomar cualquier decisión, puedes “disfrutar” la vida como el mundo lo hace, puedes hacer lo que tú quieras, pero al final resultados serán las consecuencias de tus decisiones  tomadas con anterioridad. Dios nos invita a poder ver qué cosas edifican en  nuestra vida, para poder corregirlas y así alcanzar las bendiciones de nuestro Padre.

 

“Algunos de ustedes dicen: Yo soy libre de hacer lo que quiera. Claro que sí, pero no todo lo que uno quiere, conviene; ni todo fortalece la vida cristiana” 1corintios 10.23 TLA.

Dios bendiga tu vida.

Cristóbal Castro.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s